JUSTICIA, TRABAJO, RESPETO Y PRUDENCIA, VALORES NECESARIOS PARA UNA BUENA CONVIVENCIA.

Posted on Actualizado enn

Hace algún tiempo, que me enseñaron, los que son los verdaderos pilares de una Democracia, desde entonces, algunas cosa ya han pasado y la verdad, que bien está lo que en los libros se recoge, pero que mal está, cuando los principios fundamentales hay que llevarlos a efecto y  existen intereses políticos que median entre la realidad de las cosas y la desmesura política.

Parece ser, que en un régimen político como el nuestro, la igualdad de la justicia no es exactamente la misma para todos. Ayer, cuando escuchaba al portavoz adjunto del Grupo Popular en el Congreso, Rafael Hernando, hacer referencia al auto del juez Santiago Pedraz, sobre  el auto referente al 25S, la verdad me quedé perplejo, no entiendo como un diputado en sede parlamentaria, es capaz de violentar las decisiones del poder judicial y lanzar una sarta de improperios que ha dejado con la boca abierta a más de un ciudadano, por mucho que le molestase el tenor del texto referido.

Está claro que la sentencia; con posibilidad de recurso, dicho sea de paso, se en marca en los hechos acontecidos en una concentración, en parte autorizada por la delegación del gobierno y que por otro lado, hay quienes se han cansado de decir que la intencionalidad de la misma era la de asaltar el Congreso de los Diputados. Yo que me he leído el manifiesto del movimiento 25S, no he visto en ninguna parte que mencione tal afirmación, lo que si he visto, ha sido la rotunda y una categórica consigna antiviolencia y  la afirmación de  resistencia pasiva. Parece ser que al señor Hernando, esto le ha pasado desapercibido y se ha quedado en un eslogan que inicialmente emulaba a los que en otras acciones y en otros países, se han empleado para llevar a efecto concentraciones similares. Dicho eslogan fue cambiado cuando la coordinadora del 25S, consideró que no era lo más apropiado para el acto que se pretendía convocar. Que los fines que se perseguían y se persiguen, son que el gobierno dimita haciéndose patente la necesidad de convocar una asamblea constituyente, por el desencanto de la población sobre sus políticos y el propio sistema lleno de corruptos e irresponsables, sí ¿y que? ¿es que acaso no es lícito plantearse en este país, alguna forma de gobierno alternativa? Pues bien, parece que hay a quien no le parece que esto pueda ser así. Hace ya algunos años, los españoles decidimos, como queríamos ser gobernados y cual era la manera, que en ese momento nos parecía mejor, pero no quiere decir, que lo acordado tuviera que ser para siempre y tan inamovible, que nadie pueda llegar a pensar en una evolución política y en formas alternativas de gobierno.

Refiriéndome al auto del juez Pedraz, entendido en este contesto y sin sacarlo del mismo, creo que tiene toda la razón, al motivar su sentencia de la forma que lo hace, de no ser así no se podría entender con suficiente claridad la motivación de la misma. Es de las pocas sentencias, que desde mi punto de vista, todo ciudadano que coja los ocho folios  y  la lea, puede entenderla perfectamente y estoy seguro que habrá una gran mayoría que se sentirán identificados en su contenido o en su defecto, con gran parte de ella.

El señor Hernando, al igual que ha tenido el atrevimiento de hacer las declaraciones que ha formulado dentro del parlamento, de la misma manera y de la misma forma, creo que no estaría de más, que pidiese disculpas a todos los españoles, por violentar con sus palabras la tranquilidad de la cámara, donde todos estamos representados y debería servir de ejemplo para que ningún representante de la soberanía popular, nunca más, sea del signo que sea, se tome una licencia de esta naturaleza, por que con ello entiendo, que está faltando al mandato recibido desde las urnas, usted pertenece al poder legislativo, se lo recuerdo, no al judicial, para algo están los jueces, no todas las sentencias son del agrado de todos, pero este es el juego ¿no?.

La justicia por otro lado, señor Hernando, esta al servicio de todos los españoles, al igual que el Poder Legislativo y el Ejecutivo, creo que usted en este caso, ha confundido los términos. La justicia no está para proteger a los políticos ni a las altas instituciones del Estado solamente, está para protegernos a todos y a todos de igual manera, para esas otras cuestiones, están las empresas y las personas que se dedican a cubrir la seguridad de las personas y los patrimonios y que cada cual debería costear de su propio bolsillo. Ya está bien, el mero hecho de ser representante de los ciudadanos, nos les da derechos diferentes de los que tienen los demás, ni debería de darles prebendas que otros no pueden tener, sobre todo por que están pagadas por el bolsillo de todos los contribuyentes, en todo caso, lo que les reporta es una consideración diferente, que le otorga su condición de diputado, pero nada más. Perdóneme que le diga, pero ustedes se creen dioses, y de verdad, párese a pensar; a ustedes les han puesto donde están, el pueblo, ¿Porqué entonces señor Hernando, cierta parte de la clase política, se empeñan en defraudarnos una vez detrás de otra? ¿Por qué? No pretendo que me entienda y mucho menos que llegue a comprenderme, ya le digo, ¿Quién soy yo para usted? Pero mire, yo si le voy a decir quien es usted para mi, es quien debe procurar resolver las cuestiones del Estado junto a sus compañeros, poniéndose de acuerdo, para evitar que ciudadanos que pretenden vivir en paz con mayores o menores medios, fruto de un trabajo digno, no tengan que salir a la calle a decirles a ustedes, que no nos representan y en contrapartida, se encuentran con una corte de pretoriana que les apalean y le reprimen los más sagrados derechos que una persona puede tener, reunirse, hablar y decir lo que piensa, asociarse…

Señor Hernando, de verdad y sin acritud, tenga la valentía de pedir disculpa al pueblo hombre y deje que el poder judicial haga su trabajo respetándole su independencia, sus decisiones y ustedes, hagan el suyo que ciertamente, todos tienen un buen tajo.

P.C.G. Madrid 05-10-2012.

JUEZ SANTIAGO PEDRAZ, AUDIENCIA NACIONAL.

DIPUTADO RAFAEL HERNANDO, PARTIDO POPULAR.

Anuncios

Un comentario sobre “JUSTICIA, TRABAJO, RESPETO Y PRUDENCIA, VALORES NECESARIOS PARA UNA BUENA CONVIVENCIA.

    Bitacoras.com escribió:
    6 06Europe/Madrid octubre 06Europe/Madrid 2012 en 20:45

    Información Bitacoras.com…

    Esta anotación ha sido propuesta por un usuario para ser votada en Bitacoras.com. Para que el proceso finalice, deberás registrar tu blog en el servicio….

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s